Masterpieces of modern Spanish drama (1917)

Masterpieces of modern Spanish drama, edited, with a preface by Barrett H. Clark. Publisher New York, Duffield & company, 1917

  • The Great Galeoto, by José Echegaray, translated by Eleanor Bontecou
  • The Duchess of San Quentin, by Benito Pérez Galdós, translated by Philip M. Hayden
  • Daniela, by Angel Guimerá, translated by John Garrett Underhill

From the Preface:

The drama of Spain, early and modern, has in English-speaking countries been sadly neglected. It is a regrettable fact that one of the most gorgeous and passionate outbursts of national dramatic genius has received but scant attention from English readers. Cervantes’ name is at least not unknown to the great mass of readers in every language, but to the majority of English and Americans, Lope de Vega, Tirso de Molina, and Calderon — to mention only the greatest of dozens of dramatists of the time — are a closed book. About fifteen Calderon plays are available in some form in English translation or adaptation, only two or three of Lope and, to my knowledge, not one of Tirso. Of the eighteenth century lesser lights I should venture to say that there is in English no translation. The case is the same with the dramatists of the early nineteenth century, if we except one or two notable translations and studies, like that recently issued by the Hispanic Society (a translation of Un drama nuevo). And yet this period saw a rebirth of the national spirit in the drama unequalled in any other country save France.

Barrett H. Clark.

Jose Zorrilla, author of Don Juan Tenorio, was born 200 years ago in Valladolid

Jose Zorrilla was born 200 years ago in Valladolid on Feb 21st, 1817. He was educated by the Jesuits at the Real Seminario de Nobles in Madrid, wrote verses when he was twelve, became an enthusiastic admirer of Walter Scott and Chateaubriand, and took part in the school performances of plays by Lope de Vega and Calderón de la Barca.

In 1833 he was sent to study law at the University of Toledo, but after a year of idleness, he fled to Madrid, where he horrified the friends of his absolutist father by making violent speeches and by founding a newspaper which was promptly suppressed by the government. He narrowly escaped transportation to the Philippines, and passed the next few years in poverty.

The suicide of popular writer Mariano José de Larra, at age 29, brought Zorrilla into notice. His elegiac poem, read at Larra’s funeral in February 1837, introduced him to the leading men of letters. In 1837 he published a book of verses, mostly imitations of Alphonse de Lamartine and Victor Hugo, which was so favourably received that he printed six more volumes within three years.

After collaborating with Antonio García Gutiérrez on the play Juán Dondolo (1839) Zorrilla began his individual career as a dramatist with Cada cual con su razón (1840), and during the next five years he wrote twenty-two plays, many of them extremely successful. His Cantos del trovador (1841), a collection of national legends written in verse, made Zorilla second only to José de Espronceda in popular esteem in XVI century.

National legends also supply the themes of his dramas, which Zorilla often constructed by adapting older plays that had fallen out of fashion. For example, in El Zapatero y el Rey he recasts El montanés Juan Pascual by Juan de la Hoz y Mota; in La mejor Talon la espada he borrows from Agustín Moreto y Cavana’s Travesuras del estudiante Pantoja.

His famous play Don Juan Tenorio is a combination of elements from Tirso de Molina’s Burlador de Sevilla and from Alexandre Dumas, père’s Don Juan de Marana (which itself derives from Les Âmes du purgatoire by Prosper Mérimée). However, plays like Sancho García, El Rey loco, and El Alcalde Ronquillo are much more original. He considered his last play, Traidor, inconfeso y mártir (1845) his best play.

Upon the death of his mother in 1847 Zorrilla left Spain, resided for a while at Bordeaux, and settled in Paris, where his incomplete poem Granada was published in 1852. In a fit of depression, he emigrated to America three years later, hoping, he claimed, that yellow fever or smallpox would kill him. During eleven years in Mexico he wrote very little. He returned to Spain in 1866, to find himself half-forgotten and considered old-fashioned.

Friends helped Zorilla obtain a small post, but the republican minister later abolished it. He was always poor, especially for the 12 years after 1871. The publication of his autobiography, Recuerdos del tiempo viejo in 1880, did nothing to alleviate his poverty. Though his plays were still being performed, he received no money from them.

Finally, in his old age, critics began to reappraise his work, and brought him new fame. He received a pension of 30,000 reales, a gold medal of honor from the Spanish Academy, and, in 1889, the title of National Laureate. He died in Madrid on 23 January 1893.

In his early years, Zorrilla was known as an extraordinarily fast writer. He claimed he wrote El Caballo del Rey Don Sancho in three weeks, and that he put together El Puñal del Godo in two days. This may account for some of the technical faults—redundancy and verbosity—in his works. His plays often appeal to Spanish patriotic pride, and actors and audiences have enjoyed his effective dramaturgy.

Don Juan Tenorio is his best-known work. A new English verse translation with parallel Spanish text, translated by N. K. Mayberry and A. S. Kline, is available at this link.

Poetry in translation is the name of a great web in which it is possible to find many titles in different languages. For examples, Spanish poetry is here: http://www.poetryintranslation.com/index.html#Spanish.

Don Juan Tenorio is available in many languages:

More information:

  1. An interesting study of The Don Juan Legend in Literature, by Samuel M. Waxman, published in 1908 in The Journal of American Folklore, Volume 21, is available here.
  2. 2011 Catalogue of an exhibition in Valladolid.
  3. Works by or about Jose Zorrilla at Internet Archive and here.
  4. Play in Youtube:

The Poetics of Piracy. Emulating Spain in English Literature, by Barbara Fuchs

From the University of Pennsylvania Press:

15108

The University of Pennsylvania Press published in 2013 a volume in the Haney Foundation Series (view table of contents) that explores the relationships between the early modern literature from England and Spain.

In The Poetics of Piracy, author Barbara Fuchs challenges the hegemony of a nationalist English literary history that all too often ignores the rest of Europe, particularly Spain.

With its dominance as a European power and the explosion of its prose and dramatic writing, Spain provided an irresistible literary source for English writers of the early modern period. But the deep and escalating political rivalry between the two nations led English writers to negotiate, disavow, or attempt to resolve their fascination with Spain and their debt to Spanish sources. Amid thorny issues of translation and appropriation, imperial competition, the rise of commercial authorship, and anxieties about authenticity, Barbara Fuchs traces how Spanish material was transmitted into English writing, entangling English literature in questions of national and religious identity, and how piracy came to be a central textual metaphor, with appropriations from Spain triumphantly reimagined as heroic looting.

From the time of the attempted invasion by the Spanish Armada of the 1580s, through the rise of anti-Spanish rhetoric of the 1620s, The Poetics of Piracy charts this connection through works by Ben Jonson, William Shakespeare, Francis Beaumont, John Fletcher, and Thomas Middleton. Fuchs examines how their writing, particularly for the stage, recasts a reliance on Spanish material by constructing narratives of militaristic, forcible use. She considers how Jacobean dramatists complicated the texts of their Spanish contemporaries by putting them to anti-Spanish purposes, and she traces the place of Cervantes’s Don Quixote in Beaumont’s The Knight of the Burning Pestle and Shakespeare’s late, lost play Cardenio. English literature was deeply transnational, even in the period most closely associated with the birth of a national literature.

Recovering the profound influence of Spain on Renaissance English letters, The Poetics of Piracy paints a sophisticated picture of how nations can serve, at once, as rivals and resources.

Barbara Fuchs is Professor of Spanish and English and directs the Center for 17th and 18th Century Studies of the Clark Memorial Library at the University of California, Los Angeles. Her Exotic Nation: Maurophilia and the Construction of Early Modern Spain and “The Bagnios of Algiers” and “The Great Sultana”: Two Plays of Captivity are both available from the University of Pennsylvania Press.

Professor Barbara Fuchs leads a great initiative in Los Angeles: diversifying the classics. As part of her work there are available online three translations of Spanish Golden Age comedies:

 

Don Quixote de la Mancha – MOOC in English and Spanish versions

The Universidad Francisco Marroquín in Guatemala is the home of the fantastic MOOC Discover Don Quijote de la Mancha, what many call the greatest book of all time. The Don Quijote MOOC, which was the brainchild of the brilliant Giancarlo Ibarguen, is beautifully created by professor Eric Graf and the UFM video production team in both English and Spanish versions. 

It has been made possible thanks to a donation from the John Templeton Foundation, with additional support from the Earhart Foundation. 

This MOOC uses many of the vibrant teaching techniques that makes the Internet a revolutionary teaching and learning tool. 

MOOC in English: http://donquijote.ufm.edu/en/



MOOC in Spanish: http://donquijote.ufm.edu



Enjoy!

Cervantes en las actas de los Congresos de la Asociación Internacional de Hispanistas

Las actas de los dieciséis congresos de la AIH celebrados desde 1962 a 2007 se encuentran disponibles online en la web del Instituto Cervantes. Entre sus múltiples artículos y brillantes estudios, seleccionamos aquí los que tratan algún aspecto sobre Miguel de Cervantes y su obra.
  1. Barrenechea, Ana María: La ilustre fregona como ejemplo de estructura novelesca cervantina
  2. Stagg, Geoffrey L.: Sobre el plan primitivo del Quijote
  3. Sánchez Romeralo, Jaime: Miguel de Cervantes y su cuñado Francisco de Palacios. (Una desconocida declaración de Cervantes)
  4. Selig, Karl Ludwig: Cervantes y su arte de la novela
  5. Tómov, Tomás S.: Cervantes y Lope de Vega. (Un caso de enemistad literaria)
  6. Gilman, Stephen: Los inquisidores literarios de Cervantes
  7. Previtali-Morrow, Giovanni: Unos aspectos autobiográficos de Cervantes en El coloquio de los perros
  8. Riley, Edward C.: Anticipaciones en el Quijote del estilo indirecto libre
  9. Joly, Monique: Tres autores en busca de un personaje: Cervantes, Avellaneda y Lesage frente a Sancho Panza
  10. Laffranque, Marie: Encuentro y coexistencia de dos sociedades en el Siglo de Oro: La Gitanilla de Miguel de Cervantes
  11. Stegmann, Tilbert Diego: Coincidencias entre la «estética recepcional» alemana y la ciencia literaria española (según C. Bousoño), ejemplificadas en el Persiles y el Quijote
  12. Finello, Dominik L.: En la Sierra Morena (Quijote I, 23-26)
  13. Francolí, Eduardo: El idealismo moral de Don Quijote
  14. Hacthoun, Augusto: Los mecanismos del humor en el habla de Sancho Panza
  15. Lumsden-Kouvel, Audrey: Desde la venta del engaño al castillo del desengaño: ensayo de topología estructural en el Quijote
  16. Nepaulsingh, Cobert I.: La aventura de los narradores del Quijote
  17. Piluso, Robert V.: El papel mediador del narrador en dos Novelas ejemplares de Cervantes
  18. Ziomek, Henryk: El uso de los números en el Quijote
  19. Wardropper, Bruce W.: La eutrapelia en las Novelas ejemplares de Cervantes
  20. Clamurro, William H.: El viejo celoso y el principio festivo del entremés cervantino
  21. Hempel, Wido: Sobre la técnica de representación de la muchedumbre en la literatura española. (Cantar de Mío Cid, Cervantes, Galdós)
  22. Herrero, Javier: La metáfora del libro en Cervantes
  23. Joly, Monique: Monipodio revisited
  24. Joset, Jacques: Libertad y enajenación en El licenciado Vidriera
  25. Mancing, Howard: La retórica de Sancho Panza
  26. Redondo, Agustín: El personaje de don Quijote: tradiciones folklórico-literarias, contexto histórico y elaboración cervantina
  27. Urbina, Eduardo: El enano artúrico en la génesis literaria de Sancho Panza
  28. Ascunce Arrieta, José Ángel: Precartesianismo de Cervantes en el Quijote
  29. Bianchi, Letizia: Secreto y mentira en las Novelas ejemplares de Cervantes
  30. Güntert, George: Arte y furor en La Numancia
  31. Hempel, Wido: El viejo y el amor: Apuntes sobre un motivo en la literatura española de Cervantes a García Lorca
  32. Lathrop, Thomas A.: La función del episodio de Marcela y Grisóstomo (Don Quijote I, 12-14)
  33. Murillo, Luis Andrés: Cervantes y El entremés de los romances
  34. Parr, James A.: Las voces del Quijote y la subversión de la autoridad
  35. Álvarez Barrientos, Joaquín: Controversias acerca de la autoría de varias novelas de Cervantes en el siglo XVIII
  36. Amezcua, José: Seres de contacto y seres de no contacto: Don Quijote, primera parte
  37. Berndt Kelley, Erna: En tomo a la «maravillosa visión» de la pastora Marcela y otra «fiction poética»
  38. Brooks, Zelda Irene: Acercamiento a la Teoría del Quijote de Femando Rielo
  39. Eisenberg, Daniel: La teoría cervantina del tiempo
  40. Johnson, Carroll B.: Catolicismo, familia y fecundidad: el caso de La española inglesa
  41. McPheeters, Dean W.: El concepto de «Don Quijote» de Fernando Rielo, lo humano y lo divino en la Celestina
  42. Selig, Karl-Luwdig: Enumeración en Don Quijote
  43. Urbina, Eduardo: Tres aspectos de lo grotesco en el Quijote
  44. Abreu, M.ª Fernanda de: Don Quijote y Sancho en los campos de batalla del Romanticismo portugués
  45. Berndt Kelley, Erna: En torno a sus bestias y a ser bestias 
  46. Chevalier, Maxime: Cinco proposiciones sobre Cervantes 
  47. Eisenberg, Daniel: Las Semanas del jardín de Cervantes 
  48. Felkel, Robert W.: Voluntarismo y antivoluntarismo en el Quijote 
  49. Iffland, James: Don Quijote dentro de la «Galaxia Gutenberg». (Reflexiones sobre Cervantes y la cultura tipográfica) 
  50. Lathrop, Thomas A.: Las contradicciones del Quijote explicadas 
  51. Ly, Nadine: Literalidad cervantina: Encantadores y encantamientos en el Quijote 
  52. Molho, Maurice: ¿Olvidos, incoherencias? o ¿descuidos calculados? (Para una lectura literal de Don Quijote) 
  53. Parr, James A.: Don Quijote: Meditación del marco 
  54. Ramos Escobar, J. Luis: Que trata de la teatralidad en el Quijote así como de otros sucesos de feliz recordación 
  55. Redondo, Augustin: De las terceras al alcahuete del episodio de los galeotes en el Quijote (1, 22). Algunos rasgos de la parodia cervantina 
  56. Riley, Edward C.: Cómo se termina un relato: Los finales de las Novelas Ejemplares 
  57. Ruta, María Caterina: La escena del Quijote: apuntes de un lector-espectador 
  58. Smith, Dawn L.: Cervantes frente a su público: Aspectos de la recepción en El retablo de las maravillas 
  59. Urbina, Eduardo: La aventura guardada: Don Quijote como caballero desaventurado 
  60. Wiltrout, Ann E.: Artificio y biografía en Don Quijote, I 
  61. Joset, Jacques: Autores traduttori traditori: Don Quijote y Cien años de soledad
  62. Haverkate, Henk: Las máximas de Grice y los diálogos del Quijote
  63. Wells Sullivan, Henry: Altisidora: ¿como «regalo del más Alto» acelera la cura de Don Quijote?
  64. Whitenack, Judith A.: Don Quijote y la maga: otra mujer que «no parece»
  65. Caterina Ruta, María: Otros recorridos del realismo cervantino
  66. Martín Morán, José Manuel: Cervantes y Avellaneda. Apuntes para una relectura del Quijote
  67. Fernández, Jaime: La indumentaria de don Quijote (Don Quijote II, 46)
  68. Pardo García, Pedro Javier: Cervantes y Chrétien de Troyes: novela, «romance» y realidad
  69. Fernández-Morera, Darío: Una aproximación jungiana a la dualidad del Quijote
  70. Lathrop, Thomas A.: Diablo = cura en el Quijote
  71. Parr, James A.: Antimodelos narrativos del Quijote: lo desnarrado, innarrado e innarrable
  72. Clamurro, William H.: El amante liberal de Cervantes y las fronteras de la identidad
  73. Ricapito, Joseph V.: El licenciado Vidriera o la historia de un fracaso
  74. Williamsen, Amy R.: ¿Cervantes subversivo?: La inversión carnavalesca en el Persiles
  75. Grilli, Giuseppe: Tirante el Blanco como reelaboración e interpretación del Tirant de Martorell y como sugestión para el Don Quijote de Cervantes
  76. Clamurro, William H.: Los pecados del padre: erotika pathemata e identidad en La española inglesa
  77. Cruz Casado, Antonio: Secuelas del Persiles
  78. Díaz Migoyo, Gonzalo: El sueño de la lectura en la cueva de Montesinos
  79. Fernández S. J., Jaime: La función del azar en «el espanto cencerril y gatuno» (Don Quijote, II, 46)
  80. Garcés, María Antonia: Delirio y obscenidad en Cervantes: el caso Vidriera
  81. Gaylord, Mary M.: El Siglo de Oro y las Españas: propuesta de una nueva lectura americana del Quijote
  82. Güntert, Georges: Ariosto en el Quijote: replanteamiento de una cuestión
  83. Hutchinson, Steven: Las Penitencias de Don Quijote y Sancho Panza
  84. López Grigera, Luisa: Las causas de las acciones femeninas en el Quijote
  85. Parr, James A.: Del interés de los narradores del Quijote
  86. Paz Gago, José María: El Quijote: de la novela moderna a la novela postmoderna. (Nueva incursión en la cueva de Montesinos)
  87. Rössner, Michael: ¿América como exilio para los valores caballerescos?: apuntes sobre la Numancia de Cervantes, la Araucana de Ercilla y algunos textos americanos en torno al 1600
  88. Urbina, Eduardo: El juego de la Fortuna en el Quijote de 1605
  89. Vila, Juan Diego: Don Quijote y el Arte poética de Cardenio: asedios en torno a la imagen del vacío femenino
  90. Di Stefano, Giuseppe: A espaldas de don Quijote
  91. Alcalá Galán, Mercedes: El Persiles como desafío narrativo
  92. Fernández S. J., Jaime: Una inversión burlesca en el Quijote
  93. Garcés, María Antonia: «Yo he estado en Argel cinco años esclavo» cautiverio y creación en Cervantes
  94. Parr, James A.: Ars combinatoria: como la desconstrucción y la narratología facilitan una reconstrucción del sentido del Quijote
  95. Sliwa, Krzysztof: La dualidad de Leonor de Cortinas, madre de Miguel de Cervantes Saavedra, genio de la literatura española
  96. Sosa Antonietti, Marcela Beatriz: La semiótica del espectáculo en la II parte del Quijote
  97. Cro, Stelio: La espiral barroca en el Quijote: de Ginés de Pasamonte a Maese Pedro
  98. Da Costa Vieira, Maria Augusta: El mito de don Quijote en Brasil
  99. Fernández, Jaime S. J.: Particular providencia de los cielos (Don Quijote II, 66)
  100. Frenk, Margit: Gonzalo Correas y el Quijote
  101. Garcés, María Antonia: Testimonio, memoria y creación: Cervantes y Saavedra
  102. Lathrop, Tom: ¿Por qué don Quijote descubre una nueva edición de Avellaneda en Barcelona?
  103. Rodríguez, Alberto: Algunos aspectos del cervantismo en Cuba
  104. Sarkisian, Vahan: Las traducciones armenias del Quijote
  105. Sepúlveda, Jesús: Cervantes, Heródoto y Ortensio Lando: a propósito de El viejo celoso
  106. Urbina, Eduardo: Voluntad, amor y destino: Altisidora, la sin par doncella de don Quijote
  107. Aguinaga Alfonso, Magdalena: La intertextualidad cervantina en los artículos periodísticos y primeros libros costumbristas de Pereda
  108. Ganguly, Shyama Prasad: Don Quijote bajo el cielo indio: ¿traducción o transmigración?
  109. Camacho Morfín, Lilián: Don Quijote contra los gigantes
  110. Chul, Park: Conocimientos médicos en las Novelas ejemplares
  111. Costa Vieira, María Augusta: Discreción y simulación como prácticas de representación en El celoso extremeño
  112. Fine, Ruth: Hacia una poética del personaje cervantino. Reflexiones sobre la construcción del personaje en el Quijote
  113. Lathrop, Tom: Un cajista examina varias ediciones del Quijote
  114. López Martínez, José Enrique: Sobre El celoso prudente de Tirso y dos novelas cervantinas
  115. Luna Rubio, María Elena: La defensa de la libertad de la mujer y de los soldados-hidalgos en «La guarda cuidadosa» de Miguel de Cervantes
  116. Rodríguez Valle, Nieves: «Debajo de mi manto, al rey mato». La protección que ofrecen a Cervantes los refranes en el Quijote I
  117. Romero Ruiz, María Josefina: Acercamiento al monólogo interior en el Quijote
  118. Vila, Juan Diego: Et in la Mancha ego: eros, muerte y narración en la historia de la pastora Torraba
  119. Mochiuti, Romilda: De Cervantes a Rulfo: un estudio de la mujer en el triángulo amoroso
  120. Chartier, Roger: ¿Cómo leer un texto que no existe? Cardenillo perdido
  121. Byrne, Susan: Miguel de Cervantes y Paolo Jovio: los caballeros antiguos y modernos y el de la Mancha
  122. Camacho Morfín, Lilián: La solidez dramática de La Gran Sultana
  123. D’Onofrio, Julia: Arquitectura simbólica y coordenadas emblemáticas en el final del Quijote
  124. da Costa Vieira, Maria Augusta: El casamiento engañoso y las prácticas de representación
  125. Fine, Ruth: Alcances y función del referente bíblico en el discurso contra-utópico de Pedro de Urdemelas
  126. Frenk, Margit: Juegos del narrador en el Quijote
  127. Infantes, Víctor: Después de 1605. La ventura bibliográfica de una leyenda editorial: la primera salida de El ingenioso hidalgo Don Quijote de la Mancha (Madrid, Juan de la Cuesta, 1605) (i: 1605-1871)
  128. Jiménez Belmonte, Javier: Celestina, Abindarráez, Don Quijote y la tradición hispánica de la amistad
  129. Lee, Cristina H.: Apuntes sobre lo sagrado en el Persiles
  130. Ortiz, ALberto: La relación entre la tradición discursiva antisupersticiosa y la literatura española del Siglo de Oro. Cervantes y Alarcón
  131. Peña Muñoz, Margarita: Cervantes y el entremés de La cárcel de Sevilla: autobiografía y autoría
  132. Rodríguez Alva, David: Elementos fársicos en El retablo de las maravillas de Cervantes
  133. Rodríguez Valle, Nieves: Cervantes, ¿creador de refranes en el Quijote?
  134. Vila, Juan Diego: Sombras para Sanchico: herencia, malestar familiar y olvido
  135. Perulero Pardo-Balmonte, Elena: Blas de Otero, París, 1952: «La primera salida de Don Quijote»
‘La digitalización de las Actas de los congresos de la AIH por parte del Instituto Cervantes hace posible la consulta (… de …) más de mil trabajos, fruto intelectual de la dedicación de varias generaciones de hispanistas.’

Muchas gracias.

Mary Shelley’s Lives of the Most Eminent Literary and Scientific Men of Italy, Spain and Portugal (1835)

Antonio Sánchez Jimenez, profesor de la University of Neuchâtel, Institut de Langues et Littératures Hispaniques, ha editado recientemente la obra titulada Cervantes y Lope. Vidas paralelas (Editorial Calambur 2015). Se trata de la edición en español de la poco conocida obra de Mary Shelley Lives of the Most Eminent Literary and Scientific Men of Spain and Portugal (1837), concretamente la parte dedicada a Cervantes (páginas 120-188) y Lope de Vega (páginas 189-237).

La obra completa inició su publicación en 1835 bajo el título Lives of the Most Eminent Literary and Scientific Men of Italy, Spain and Portugal. Los dos primeros volúmenes se dedican a Italia. El tercer volumen, publicado en 1837, es el dedicado a España y Portugal.
 
Según el editor: “Para las escritoras inglesas de comienzos del siglo XIX, el conocimiento de las lenguas modernas era un modo de adquirir una educación paralela a la universitaria, a la que no tenían acceso. La autora de Frankenstein es un buen ejemplo, pues llegó a dominar el francés, el italiano, el portugués y el español. Mary Shelley leyó gran parte de nuestra literatura clásica, como se aprecia en sus biografías literarias, las Lives of the Most Eminent Literary and Scientific Men of Spain and Portugal (1837). El corazón de estas semblanzas que Mary construyó según el modelo de las Vidas paralelas son dos biografías contrastadas: las de Cervantes y Lope de Vega. En ellas Mary vertió muchas de sus preocupaciones más íntimas: la relación entre literatura y vida privada, la presión que ejercen sobre el escritor las expectativas sociales, la naturaleza del genio… Son páginas reveladoras acerca de la idea de la literatura española que se tenía en la Inglaterra del XIX, y también acerca de los gustos de una escritora tan fascinante como Mary Shelley.”.
 
El editor ya había publicado en 2015 Mary Shelley y el Fénix: razones y espíritu de la ‘Literary Life’ de Lope de Vega (1837) donde explica la construcción general de la obra, que se basa en el modelo plutarquiano de las vidas paralelas.
 
Enlaces a los tres tomos de la obra de Mary Shelley en inglés:
 
       Volumen 1                    Volumen 2                   Volumen 3
 
 

Cervantes: enlaces a sus obras completas

A partir del catálogo de Obras Completas de la Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes, a continuación se presentan los enlaces a sus obras:

Novela

Teatro

Poesía

María de Zayas, The Enchantments of Love (Novelas amorosas y exemplares, 1638)

La University of California Press publica online una colección realmente interesante: UC Press E-Books Collection, 1982-2004 (formerly eScholarship Editions). Incluye casi 2.000 libros de muy diversa temática, de los cuales unos 700 están abiertos al público general.

En esta colección figura una obra de María de Zayas que vale la pena leer online en inglés:

 The Enchantments of Love

La obra en español puede leerse también en este enlace:

 Novelas amorsas y exemplares

Juan Goytisolo, discurso Premio Cervantes 2014

Discurso de Juan Goytisolo 
Ceremonia de entrega del Premio Cervantes 2014
Alcalá de Henares, 23 de abril de 2015
A la llana y sin rodeos


En términos generales, los escritores se dividen en dos esferas o clases: la de quienes conciben su tarea como una carrera y la de quienes la viven como una adicción. El encasillado en las primeras cuida de su promoción y visibilidad mediática, aspira a triunfar. El de las segundas, no. El cumplir consigo mismo le basta y si, como sucede a veces, la adicción le procura beneficios materiales, pasa de la categoría de adicto a la de camello o revendedor. Llamaré a los del primer apartado, literatos y a los del segundo, escritores a secas o más modestamente incurables aprendices de escribidor.

A comienzos de mi larga trayectoria, primero de literato, luego de aprendiz de escribidor, incurrí en la vanagloria de la búsqueda del éxito -atraer la luz de los focos, “ser noticia”, como dicen obscenamente los parásitos de la literatura- sin parar mientes en que, como vio muy bien Manuel Azaña, una cosa es la actualidad efímera y otra muy distinta la modernidad atemporal de las obras destinadas a perdurar pese al ostracismo que a menudo sufrieron cuando fueron escritas. La vejez de lo nuevo se reitera a lo largo del tiempo con su ilusión de frescura marchita. El dulce señuelo de la fama sería patético si no fuera simplemente absurdo. Ajena a toda manipulación y teatro de títeres, la verdadera obra de arte no tiene prisas: puede dormir durante décadas como La regenta o durante siglos como La lozana andaluza. Quienes adensaron el silencio en torno a nuestro primer escritor y lo condenaron al anonimato en el que vivía hasta la publicación del Quijote no podían imaginar siquiera que la fuerza genésica de su novela les sobreviviría y alcanzaría una dimensión sin fronteras ni épocas.

“Llevo en mí la conciencia de la derrota como un pendón de victoria”, escribe Fernando Pessoa, y coincido enteramente con él. Ser objeto de halagos por la institución literaria me lleva a dudar de mí mismo, ser persona non grata a ojos de ella me reconforta en mi conducta y labor. Desde la altura de la edad, siento la aceptación del reconocimiento como un golpe de espada en el agua, como una inútil celebración.

Mi condición de hombre libre, conquistada a duras penas, invita a la modestia. La mirada desde la periferia al centro es más lúcida que a la inversa y al evocar la lista de mis maestros condenados al exilio y silencio por los centinelas del canon nacional-católico no puedo menos que rememorar con melancolía la verdad de sus críticas y ejemplar honradez. La luz brota del subsuelo cuando menos se la espera. Como dijo con ironía Dámaso Alonso tras el logro de su laborioso rescate del hasta entonces ninguneado Góngora, ¡quién pudiera estar aún en la oposición!


Mi instintiva reserva a los nacionalismos de toda índole y sus identidades totémicas, incapaces de abarcar la riqueza y diversidad de su propio contenido, me ha llevado a abrazar como un salvavidas la reivindicada por Carlos Fuentes nacionalidad cervantina. Me reconozco plenamente en ella. Cervantear es aventurarse en el territorio incierto de lo desconocido con la cabeza cubierta con un frágil yelmo bacía. Dudar de los dogmas y supuestas verdades como puños nos ayuda a eludir el dilema que nos acecha entre la uniformidad impuesta por el fundamentalismo de la tecnociencia en el mundo globalizado de hoy y la previsible reacción violenta de las identidades religiosas o ideológicas que sienten amenazados sus credos y esencias.

En vez de empecinarse en desenterrar los pobres huesos de Cervantes y comercializarlos tal vez de cara al turismo como santas reliquias fabricadas probablemente en China, ¿no sería mejor sacar a la luz los episodios oscuros de su vida tras su rescate laborioso de Argel? ¿Cuántos lectores del Quijote conocen las estrecheces y miseria que padeció, su denegada solicitud de emigrar a América, sus negocios fracasados, estancia en la cárcel sevillana por deudas, difícil acomodo en el barrio malfamado del Rastro de Valladolid con su esposa, hija, hermana y sobrina en 1605, año de la Primera Parte de su novela, en los márgenes más promiscuos y bajos de la sociedad?

Hace ya algún tiempo, dediqué unas páginas a los titulados Documentos cervantinoshasta ahora inéditos del presbítero Cristóbal Pérez Pastor, impresos en 1902 con el propósito, dice, de que “reine la verdad y desaparezcan las sombras”, obra cuya lectura me impresionó en la medida en que, pese a sus pruebas fehacientes y a otras indagaciones posteriores, la verdad no se ha impuesto fuera de un puñado de eruditos, y más de un siglo después las sombras permanecen. Sí, mientras se suceden las conferencias, homenajes, celebraciones y otros actos oficiales que engordan a la burocracia oficial y sus vientres sentados, (la expresión es de Luis Cernuda) pocos, muy pocos se esfuerzan en evocar sin anteojeras su carrera teatral frustrada, los tantos años en los que, dice en el prólogo del Quijote, “duermo en el silencio del olvido”: ese “poetón ya viejo” (más versado en desdichas que en versos) que aguarda en silencio el referendo del falible legislador que es el vulgo.

Alcanzar la vejez es comprobar la vacuidad y lo ilusorio de nuestras vidas, esa “exquisita mierda de la gloria” de la que habla Gabriel García Márquez al referirse a las hazañas inútiles del coronel Aureliano Buendía y de los sufridos luchadores de Macondo. El ameno jardín en el que transcurre la existencia de los menos, no debe distraernos de la suerte de los más en un mundo en el que el portentoso progreso de las nuevas tecnologías corre parejo a la proliferación de las guerras y luchas mortíferas, el radio infinito de la injusticia, la pobreza y el hambre.

Es empresa de los caballeros andantes, decía don Quijote, “deshacer tuertos y socorrer y acudir a los miserables” e imagino al hidalgo manchego montado a lomos de Rocinante acometiendo lanza en ristre contra los esbirros de la Santa Hermandad que proceden al desalojo de los desahuciados, contra los corruptos de la ingeniería financiera o, a Estrecho traviesa, al pie de las verjas de Ceuta y Melilla que él toma por encantados castillos con puentes levadizos y torres almenadas socorriendo a unos inmigrantes cuyo único crimen es su instinto de vida y el ansia de libertad.

Sí, al héroe de Cervantes y a los lectores tocados por la gracia de su novela nos resulta difícil resignarnos a la existencia de un mundo aquejado de paro, corrupción, precariedad, crecientes desigualdades sociales y exilio profesional de los jóvenes como en el que actualmente vivimos. Si ello es locura, aceptémosla. El buen Sancho encontrará siempre un refrán para defenderla.

El panorama a nuestro alcance es sombrío: crisis económica, crisis política, crisis social. Según las estadísticas que tengo a mano, más del 20% de los niños de nuestra Marca España vive hoy bajo el umbral de la pobreza, una cifra con todo inferior a la del nivel del paro. Las razones para indignarse son múltiples y el escritor no puede ignorarlas sin traicionarse a sí mismo. No se trata de poner la pluma al servicio de una causa, por justa que sea, sino de introducir el fermento contestatario de esta en el ámbito de la escritura. Encajar la trama novelesca en el molde de unas formas reiteradas hasta la saciedad condena la obra a la irrelevancia y una vez más, en la encrucijada, Cervantes nos muestra el camino. Su conciencia del tiempo “devorador y consumidor de las cosas” del que habla en el magistral capítulo IX de la Primera Parte del libro le indujo a adelantarse a él y a servirse de los géneros literarios en boga como material de derribo para construir un portentoso relato de relatos que se despliega hasta el infinito. Como dije hace ya bastantes años, la locura de Alonso Quijano trastornado por sus lecturas se contagia a su creador enloquecido por los poderes de la literatura. 

Volver a Cervantes y asumir la locura de su personaje como una forma superior de cordura, tal es la lección del Quijote. Al hacerlo no nos evadimos de la realidad inicua que nos rodea. Asentamos al revés los pies en ella. Digamos bien alto que podemos. Los contaminados por nuestro primer escritor no nos resignamos a la injusticia. 

Ver video del discurso en rtve: